martes, 1 de noviembre de 2016

7 Formas de dejar a un lado la actitud negativa y dejar entrar la positiva

La negatividad nos afecta a nosotros y a todos los que nos rodean. Limita nuestro potencial y no nos deja desarrollarnos de manera adecuada. Además de esto, también nos afecta nuestra salud. Según estudios, las personas que tienen actitudes negativas experimentan mayor estrés, mayores enfermedades y tienen menos oportunidades que las personas que vive de forma positiva. Estas son algunas formas de dejar la negatividad a un lado para volvernos más positivos.
IMAGEN: PEXELS

Agradecer siempre por todo lo que tienes
Cuando empezamos a ser agradecidos y apreciamos todo lo que tenemos en nuestras vidas, desde lo más pequeño a lo más grande, estamos dejando atrás nuestra actitud egoísta. Este cambio siempre es bien recibido por las personas que nos rodean y las relaciones con ellos empiezan a mejorar. Empezamos a recibir mucho más de que lo agradecemos tener y es porque nos hemos abierto a la idea de recibir en vez de tomar.

Ríe más, en especial de ti mismo
Diariamente siempre estamos ocupados, nuestros horarios están llenos de actividades, entramos en relaciones y el trabajo se consume nuestras energías. Podemos llegar a sentir que somos robots programados a hacer diariamente nuestras obligaciones. Por eso es importante muchas veces no tomarnos las cosas tan en serio. Esta es la única vida que vivirás, ¿por qué no disfrutarla?
Reír nos ayuda a volvernos más positivos y a restaurar nuestro estado de ánimo. Algo importantes es aprender a reírnos de nosotros mismos y de nuestros errores, así la vida se volverá más amena y divertida.

Ayuda a otros
La negatividad va de la mano con el egoísmo. Las personas que viven pensando solo en sí mismas no tienen grandes propósitos en la vida.
La forma más básica de tener un propósito en la vida y seguir el positivismo es empezar a hacer cosas por otras personas. Empieza con pequeñas cosas. Ayudar a otros te dará un intangible valor que te llevará directamente al positivismo. Además, las personas empezarán a apreciarte más.



Acepta la responsabilidad; deja de hacerte la víctima
Tu eres el único responsable de tus acciones y pensamientos. Culpar a las circunstancias o culpar a otros solo perjudica nuestra decisión de cambiar algo negativo por algo positivo. Tomar toda la responsabilidad de tu vida, de tus pensamientos y de tus acciones es uno de los pasos más importantes en el camino de volver más positiva tu vida.

Entra en acción
Los pensamientos negativos pueden ser abrumadores y difíciles de superar. La negatividad usualmente viene acompañada del miedo a actuar, especialmente cuando nos preocupamos por nuestro futuro. Esto debilita el querer ser positivos y nos causa mucho estrés.

Convierte la negatividad y el estrés en acciones positivas. La próxima vez que te encuentres en esta situación, aléjate de los pensamientos negativos y tómate un descanso. Una vez que estés calmado, enfrenta la situación o problema con mucha entereza. Dejar de tener pensamientos negativos y en vez de eso, tomar acción, volverá tu vida mucho más positiva.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada